El tamaño importa

El tamaño importa

Una imagen sigue valiendo más que mil palabras.

A nadie se le escapa de la importancia de elegir bien la foto que mejor ilustra un post o comentario en las redes, y cada vez más. Sin embargo, a veces fallamos en el formato de las imágenes. No es una cuestión baladí ya que los tamaños óptimos cambian con el tiempo a medida que cada red social modifica su plataforma. Por este motivo es tan importante estar al tanto de esos detalles.

En esta infografía de Constant Contact se muestran las dimensiones de una imagen estándar para las seis principales redes sociales a día de hoy.

El arcoíris de Correos y la indignación como propulsión

El arcoíris de Correos y la indignación como propulsión

La campaña LGTBI de Correos ha sido un éxito inesperado gracias en especial a los “haters”, y a los “haters” de los “haters”. Los promotores contaban con tener presencia en algunos informativos de televisión, algo de tinta en los medios impresos y pixels en los online, comentarios en radio y poco más. El presupuesto del que disponía la agencia Grey España era reducido, no daba para comprar espacios publicitarios y hacer la típica campaña institucional. Pero, sorpresa… hay un ingrediente que se escapa al control, de características explosivas pero altamente eficaz en estos tiempos: la indignación.

… hay un ingrediente que se escapa al control, de características explosivas pero altamente eficaz en estos tiempos: la indignación.

El enfado de algunos no estaba ni en el slogan, “¡Qué bueno que cada uno sea como quiera y celebrarlo juntos!”, ni en el diseño del sello. No, no, no. La provocación vino por rotular con la bandera arcoíris instalaciones y mobiliario de Correos. En realidad, solo se trataba de nueve buzones en lugares seleccionados de Madrid, cinco furgonetas de reparto y la oficina de Correos de Chueca. El objetivo de la agencia era que se viralizaran esas imágenes. Y así fue, gracias a los “haters” de la campaña, especialmente a VOX, que consideró un gasto superfluo en tiempos de crisis cuando “no hay dinero para respiradores ni para ERTE”. Muchos de sus seguidores amplificaron la crítica y a ellos se sumó la indignación de otros muchos, que creyeron que la campaña era un gasto millonario. Y no es de extrañar que se pensase esto ya que las imágenes se expandieron por la red como la mayor de las pandemias. Sin la ayuda de tantos indignados hubiera sido imposible tal alcance con un coste tan bajo.

Y es que los números son tozudos. La recaudación por la venta del sello conmemorativo se aproxima a 30.000 euros y la producción de la campaña no llegó a 12.500 euros (2.500 euros rotular la oficina de Chueca, 164 euros por cada uno de los nueve buzones y 1.275 euros por la rotulación de las furgonetas); cantidad pírrica si la comparamos con la repercusión publicitaria valorada en 800.000 euros.

Marketing industrial: más allá de las ferias

Marketing industrial: más allá de las ferias

En el sector industrial, algunos empresarios siguen considerando que su “marketing” termina con la presencia en ferias sectoriales. Tiran la casa por la venta enviando allende los mares a su red comercial, pertrechada con los mismos folletos y bolígrafos de la edición anterior. Por supuesto, disponen de página web pero, reconocen que deberían actualizarla. A veces no son conscientes de que, hoy en día, las personas con responsabilidades en la decisión de compra establecen un primer filtro consultando las webs de sus posibles proveedores. ¿De verdad es la imagen que quieren que los clientes se lleven de su empresa? Del eCommerce industrial, prefieren no hablar. Su producto es tan especializado que es imposible ofertarlo… aunque ya lo estén haciendo otras empresas a través de Alibaba, Amazon y otros resellers…

Afortunadamente, aunque con lentitud, en Carvajal&Portell vemos que las cosas están cambiando. Y es que a la fuerza ahorcan… los competidores, especialmente los anglosajones, llevan tiempo campando a sus anchas en internet consiguiendo leads de calidad o directamente, vendiendo. Hoy se puede comprar cualquier cosa online, cualquier cosa. Respecto a las redes sociales, algunas como Pinterest, Instagram o Facebook, son un ejemplo de las que nacieron con un fin más social y hoy son ágora de estrategias comerciales. Y por supuesto LinkedIn, lugar de obligada presencia, pero que requiere de una clara vocación participativa por parte de las propias empresas.

En Euskadi nunca se ha tenido miedo a mirar fuera. En el ADN de nuestra industria ha estado siempre la internacionalización. Aunque, a veces, sigue ocurriendo lo mismo que al leñador de la parábola: que tenía tanto de talar que no le quedaba tiempo para afilar el hacha… Para paliar este defecto congénito, el Gobierno Vasco lleva años ofreciendo ayudas a través del Grupo Spri con el objeto de reforzar la internacionalización. Esta semana, hemos conocido los detalles de los programas Zabaldu y Sakondu. Entre las acciones que se subvencionan a fondo perdido, nos han gustado especialmente estas:

  • Gastos de promoción: Adecuación del material de difusión y promoción al país de destino, realizado en el idioma oficial de dicho país o en inglés. Elaboración de catálogos, folletos, carteles, diseño, elaboración y puesta en marcha de las páginas web y posteriores adaptaciones al mercado internacional.
  • Publicidad: Creación del material y coste de compra de espacios publicitarios en medios sectoriales con influencia en el país destino, así como gastos de publicidad digital enfocada al lanzamiento del producto/servicio.
  • Acciones promocionales: Presentaciones de productos o servicios, promociones y exposiciones temporales en corners de espacios comerciales en el país de destino.
  • Relaciones públicas: Exclusivamente los gastos de contratación de agencias de relaciones públicas o comunicación con el objetivo del lanzamiento de producto/ servicio en el país destino.
  • Traducciones.

Hasta el 30 de Octubre se pueden solicitar las ayudas en www.spri.eus

Cómo preparar un fondo idóneo en las videoconferencias

Cómo preparar un fondo idóneo en las videoconferencias

Teams, Zoom, Meet… las videoconferencias se han convertido en un medio de comunicación tan cercano como el uso del móvil o el correo electrónico. Sin darnos cuenta, los hemos asimilado superando las dificultades iniciales. La frustración que producían las conexiones fallidas, solape de conversaciones, problemas de audio … han dado paso a una sofisticación creciente.

Al principio, daba miedo tocar cualquier botón de la pantalla. Los menús ofrecían opciones desconocidas y nos conformábamos con que se nos viese y escuchase razonablemente bien. Ahora, estamos en un peldaño superior. Todos, en mayor o menor medida, intuimos que el teletrabajo no va a ser una medida excepcional. Tanto empresas como trabajadores hemos descubierto las ventajas de esta modalidad.

Los primeros días del confinamiento se hicieron virales videos en los que en medio de una reunión alguien se ponía en pie y aparecía en ropa interior, o aquellos en los que la cámara seguía activa y contemplábamos una escena familiar íntima … Poco a poco, fuimos cuidando el entorno doméstico para hacerlo más serio y profesional.

Para proteger la privacidad, podemos utilizar los fondos virtuales que ofrecen las plataformas, como el desenfoque o fotografías y videos exóticos que se ven detrás. Sin embargo, la calidad es muy baja. La periferia de nuestra imagen aparece borrosa y si nos movemos, el resultado es aún peor.

Una solución fácil y sencilla es la técnica Croma o Chroma, que se utiliza desde hace años en el cine, televisión y fotografía. Consiste en desplegar detrás una tela verde y configurar el color en los ajustes de la aplicación. Ese fondo servirá para proyectar imágenes relacionadas con lo que se está tratando o con un mensaje neutro que no distraiga innecesariamente. Una vez cargadas las imágenes en Zoom, Skype, Meet… podrás ir seleccionando la que te interese en el transcurso de la reunión o dejar una fija al inicio. El resultado es considerablemente mejor.

Ahora, cada uno que improvise el escenario en el salón de su casa, en la cocina o trastero-despacho. En nuestro caso, cambiamos la tela de un store de Ikea por otra verde y lo colgamos en la pared. Quizá, relaciones izar y arriar, con comenzar y terminar la jornada laboral. Ánimo.

Cobrar por opinar, ¿Quieres?

Cobrar por opinar, ¿Quieres?

We are testers es una comunidad que realiza un trabajo revolucionario: responde encuestas y da su opinión sobre las empresas que están adscritas al sistema. Hasta aquí todo es normal.

La diferencia estriba en que las personas encuestadas reciben un dinero a cambio de su valoración sincera. Esto supone una novedad en el mercado, ya que el target se convierte en parte activa del proceso de investigación motivacional. Si la información aportada es valiosa para las empresas, ¿por qué no cobrar por ella?

Posiblemente te preguntarás, ¿sobre qué se opina?. Muy simple, puedes responder a preguntas sobre tu experiencia al visitar una tienda física, sobre cómo de cómoda e intuitiva es la navegación a través de su pagina web y, por supuesto, sobre qué te parecen los productos o servicios que ofrecen las empresas que contratan los sondeos de opinión.

Si vas a acudir a algún evento echa un vistazo a las redes sociales porque es muy posible que tengas una gran oportunidad para opinar sobre el mismo. Allí publican casi diariamente los negocios que necesitan de tu colaboración. En la comunidad interesa saber mas de ti, por eso al registrarte te pedirán que incluyas cierta información sobre tus gustos personales, aficiones. Así te llegaran encuestas adaptadas a ti, donde puedes demostrar que eres un consumidor cualificado en esos temas.

El sistema tiene beneficios para todas las partes; por un lado el encuestado gana un dinero extra por expresar su opinión, que es algo que a todos nos gusta y por otro, la empresa puede ver que imagen de su negocio tienen los consumidores desde fuera y cuales son los puntos a mejorar. Obtendrán los resultados a tiempo real y solo los pueden ver ellos. Además si lo consideran necesario puede interactuar con los clientes respondiendo sus dudas.

El actual modelo de Prosumer se caracteriza por ser muy proactivo, y es susceptible de dar su opinión en cualquier momento. Por eso, para que le resulte mas cómodo puede descargarse la app móvil y llevarla siempre encima. Ha nacido una nueva forma de colaboración en la todos podemos aportar nuestro punto de vista y beneficiarnos de ello. ¡No te quedes atrás!.

+ info: http://www.wearetesters.com

 

 

Pin It on Pinterest